El impacto mundial de la cadena de suministro

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Más del 80% del comercio mundial por volumen se transporta por mar. ¿Se imagina los costos para  las cadenas de suministro cuando, por ejemplo, un megabuque se atasca? 

La semana pasada, en todos los programas de noticias, medios digitales y redes sociales se habló sobre unmegabuque llamado Ever Given quese había atascado en el canal de Suez: una de las rutas marítimas comerciales más importantes del mundo. ¿El resultado de este acontecimiento? Cadenas de suministro en crisis.

El encallamiento del Ever Given retrasó los envíos de bienes de consumo de Asia a Europa y América del Norte, y más de 400 buques, incluidos petroleros y portacontenedores, quedaron en espera para transitar el canal, el cual maneja aproximadamente el 12% del comercio mundial.

Después de varios días, el buque fue desencallado, sin embargo, había un nuevo reto: gestionar el paso de los cargamentos que se habían retrasado debido al incidente. Incluso, varias empresas tuvieron que cambiar sus rutas, rodeando el continente africano, como respuesta rápida para dar solución al aplazamiento de sus entregas.

Los expertos dicen que posiblemente sean meses los que se deben esperar para que las cadenas de suministro marítimas funcionen con regularidad. Lamentablemente, una de las consecuencias más graves sería el alza de precios, porque la interconexión de las cadenas mundiales está bajo tensión, situación suscitada desde la pandemia.

El comercio internacional desaceleró cuando COVID-19 golpeó primero a China y luego se esparció por todo el mundo. Poco a poco se está equilibrando la situación, pero el aumento de las importaciones fluviales en varios países desde hace varios meses ha provocado escasez de contenedores, cruciales para el envío de automóviles, maquinaria, ropa y productos básicos de consumo.

Desafortunadamente, el comercio aéreo no es una pronta solución, ya que incluso es más caro que el marítimo en circunstancias normales, por lo que sólo se reserva para mercancías de alto valor, como las vacunas en estos momentos. Es probable que haya escasez de productos y precios más altos si no se mejoran las condiciones actuales y se revisan a conciencia los procesos en las cadenas de suministro.

En SAP hemos diseñado una estrategia para la Industria 4.0 que va mucho más allá de la fabricación inteligente en fábricas y plantas, ya que conecta la producción con la ejecución de procesos de un extremo a otro en toda la cadena de suministro, para que usted pueda centrarse en los clientes, reinvente la producción y opere como un equipo integrado.

Construir una cadena de suministro resiliente es posible, a pesar de las circunstancias no planeadas como el encallamiento de Ever Given, porque podrá visualizar las opciones a su disposición a través de nuestra cartera integrada que incluye análisis predictivos, automatización de procesos e Internet of Things para ejecutar y actuar.

Fuente: SAP Latinoamérica

Otros Artículos

Prepárese para el futuro de su industria.

Transforme su organización con una solución inteligente.